Comunidad nativa Kichwa San Pablo

La Comunidad San Pablo, es la última comunidad de la parroquia de Talag. Dos años antes de empezar el proyecto habilitaron un camino carrozable de piedras hasta la comunidad, hasta esa fecha el lugar era selva secundaria y primaria, con dicho camino tendrían un acceso más directo con la ciudad, esto provocaría una confusión de identidad con su propia cultura. 

A partir del año 2011 que comenzamos con el proyecto se han beneficiado más de 200 familias nativas. En especial la comunidad más aislada del sector, San Pablo. En ella viven aproximadamente 50 personas, en su mayoría niños. Hoy por hoy el Centro brinda trabajo digno a estas familias. Hemos logrado bajar la tasa de alcoholismo a través de charlas y capacitaciones. Mediante el programa de reforestación, posibilitamos un ingreso económico de vida basándose en sus conocimientos ancestrales.

La posibilidad de tener un trabajo en el sector, posibilita que los padres de familia pasen mayor tiempo con sus hijos y mujeres. De esta manera la unión familiar y el vínculo fraterno con la familia se refuerza. Al poseer un trabajo estable y solucionar en gran medida los problemas de alcoholismo, han podido concienciarse de la importancia de terminar de construir sus hogares y mejorar la calidad de vida de sus familias. Los sistemas que implementamos en el Centro, son de desarrollo sustentable, como el manejo del agua y el uso de baños ecológicos, están siendo copiados por las comunidades locales. El rescatar y recuperar los conocimientos tradicionales, ha ayudado a dignificar al nativo y sentirse orgulloso de la cultura que posee, lo cual posibilita una capacidad más temprana de recuperación frente a las presiones externas. Por otra parte, el trato digno y la relación de aillu(familia) que mantenemos con ellos, sirve como un ejemplo modelador y de integración social.